Conectar
Arriba

Arte urbano: “El espacio público es de todos y todos podemos intervenir”

Conclusión habló con Vanesa Galdeano y Anali Chanquia, dos artistas urbanas, quienes contaron en qué consiste su trabajo y dónde se lo puede ver. Entrevista y video en plena actividad.

Por Hernán Cabrera – Fotos y vídeo: Salvador Hamoui

El arte urbano lleva muchos años de historia a nivel mundial y en la ciudad de Rosario es una actividad cada vez más reconocida. Se considera arte urbano a todo aquello que engloba a las diferentes expresiones artísticas que se representan en la calle como forma de protesta o como simple representación artística de un aspecto de la cultura popular, tradicional de una zona concreta o simplemente de los movimientos sociales más predominantes en cada territorio.

Precisamente, debido a ese carácter urbano y de reflejo de la sociedad y con la ventaja de localizarse en lugares públicos y muy transitados, el arte urbano pretende sorprender a los espectadores tanto esporádicos como fieles. Suele tener un llamativo mensaje subversivo que critica a la sociedad con ironía e invita a la lucha social, la crítica política o, simplemente, a la reflexión. Sin embargo, existe cierto debate sobre los objetivos reales de los artistas que actualmente intervienen el espacio público.

Conclusión habló con Vanesa Galdeano (Musivaria) y Anali Chanquia (Artista busca pared), quienes poseen la página web medianeras.com.ar. Son dos artistas urbanas que contaron en qué consiste su trabajo y dónde se lo puede ver.

“Entre las dos llevamos realizadas más de 50 intervenciones en el espacio público, tanto en pintura como en mosaico, porque hacemos las dos técnicas. Estuve siete años en la ciudad dando clases de técnica de mosaico para que la gente lo conozca, conseguimos eso, porque en Rosario ya hay muchísimos talleres que realizan ese arte”, relata Vanesa Galdeano.

—¿Piden permiso para realizar la intervención en las paredes?

Vanesa: Depende el lugar, en muchos casos pedimos permiso porque trabajamos en grupos de 80 personas, otras veces nosotras dos vemos una pared que nos gusta y lo hacemos, pero la mayoría de las veces aceptan que hagamos el trabajo.

—¿En qué lugares hay intervenciones de ustedes?

Anali: En mosaico hay en Presidente Roca y el río, también 4 columnas en Ciudad Ribera; en pintura hay en Callao y Salta, Güemes y Oroño, Tucumán y España, España y 3 de febrero… la propuesta nuestra es ampliar los formatos y realizar mas grandes nuestras obras.

—¿El diseño lo hacen entre las dos?

Anali: Entre las dos vamos dibujando juntas, es algo re loco, la propuesta por ejemplo de la Mutual Médica era que sea abstracta y decidimos juntar las dos técnicas y salió bien creemos.

—¿La gente qué les dice cuando ven pintando una pared?

Anali: La respuesta de los vecinos es súper positiva, se involucran, eso es lo bueno que tiene el arte urbano, que cualquiera que pasa, sepa o no de arte, se para, pregunta, les gusta, el espacio público es de todos y todos podemos intervenir.

—¿Tuvieron alguna vez  problemas con la policía, autoridades…?

Vanesa: La verdad que no siempre tuvimos apoyo de todos, igualmente al hacer pintura en el mural, tiene otra aceptación, que las firmas, grafitis, que están muy buenas y que yo considero arte, pero son mas difícil de ver.

—¿Trabajaron en distintos lugares del país y el mundo, es así?

Vanesa: Sí, por ejemplo en Río de Janeiro, Ecuador y Estados Unidos y en nuestro país en Capital Federal, San Isidro, el conurbano bonaerense… Esto es algo que se presta para hacer en los viajes, depende también de cada lugar, no es lo mismo hacerlo en Estados Unidos que tiene ciertas reglas en cuanto al espacio público y la intervención que en Ecuador, pero es parte de nuestro trabajo y es necesario viajar y ver otros lugares, precisamente este año dejamos nuestros talleres para poder viajar, tenemos invitaciones de Alemania y otros países.

—¿Económicamente quién las apoya?

Vanesa: Por suerte tenemos dos auspiciantes que nos eligieron para que podamos trabajar, esa es una de las formas; otras veces por invitaciones de los festivales, que también tienen sus propios auspiciantes, también de las distintas municipalidades, también nos contratan empresas privadas, que les pasamos un presupuesto y nos contratan.

Comentarios

Más en Ciudad