Preocupa a los vecinos de Sastre “la actitud intimidatoria” de la Municipalidad

Después de la entrega de un petitorio debido a un fuerte olor en uno de los barrios, la Municipalidad tomó una actitud inquietante. Los habitantes del lugar consideraron que intenta desviar el eje del debate que tiene su anclaje en las fumigaciones.

Por Alejandro Maidana

El cimbronazo político que suele originar la organización vecinal y el posterior avance legal en torno a la contaminación por agrotóxicos, suele estar acompañado por actitudes que distan de ser democráticas.

La realidad de Sastre tiene preocupantes similitudes con otras localidades que encuentran en los agroquímicos, una amenaza artera para su calidad de vida. Las violaciones de las ordenanzas son una constante que genera indignación, y en la misma proporción, preocupación en un importante número de vecinos.

Las aplicaciones fuera del área de exclusión se repiten como el reclamo sordo que proviene de los damnificados. En marzo un grupo de vecinos fue recibido en el Concejo del lugar para tratar la problemática y la denuncia realizada, una interesante apertura al diálogo que se vio atormentada después de una preocupante actitud tomada por el Municipio días atrás.

A mediados de abril un grupo de personas hace llegar un reclamo a la Municipalidad sustentado en un fuerte olor que duró aproximadamente dos días en la parte sur del pueblo. Esto originó malestar y descomposturas en muchos de los habitantes de la zona, esta anomalía empujó a que exista una denuncia policial y posterior apertura de una causa penal para investigar lo que sucedió.

A raíz de esto los vecinos autoconvocados insistieron con el alejamiento de las fumigaciones del pueblo, más precisamente que se extienda a 500 metros o más la zona limpia de aspersiones y exigieron respuestas concretas sobre lo sucedido en barrio San Nicolás. Desde el municipio, y a través de su página web, sostuvieron que el fuerte olor provino de una mezcla entre creolina, lavandina y un pulguicida. Debido a esto los habitantes exigieron que la Municipalidad explicite y muestre los estudios realizados, ya que el argumento provino de supuestos dichos de una vecina que luego la misma desmintió.

“Queremos saber que sucedió, si hicieron algún estudio al respecto que lo compartan con los damnificados. Alertados por esto, acercamos a la Municipalidad y al Concejo un petitorio con más de 230 firmas para que asuman el compromiso de informar como se debe”, contó Ruth, vecina de Sastre a una emisora radial de San Jorge.

Sin embargo,  en lugar de enviar una respuesta tanto a los vecinos en su conjunto como al fiscal, tomaron una colectora alarmante. “La Municipalidad comenzó a llamar uno por uno a los firmantes del petitorio para interpelarlos sobre lo que habían firmado. Una actitud que por lo que hemos averiguado a nivel penal, roza con varios delitos, ya que la gente se sintió amedrentada”, relató.

“Tienen la idea firme de desacreditar el movimiento de autoconvocados y correr del eje el tema, nuestro reclamo es concreto y lo venimos manifestando como corresponde. Cabe destacar que los vecinos debido a estos fuertes olores, se comunicaron con bomberos, inspectores municipales y con el ingeniero agrónomo de la Municipalidad. Este último comentó ante varios testigos que el olor provenía de glifosato en estado puro”, concluyó.

Los vecinos sólo quieren saber que ocurrió, pero es evidente que el aparato de desinformación está trabajando para que los mismos se mantengan alejados y confundidos . Una problemática que si bien está siendo atacada en diferentes puntos cardinales del país, abraza un lobby que pretende brindarle inmunidad ante tamaño cachetazo de la realidad.

A continuación, el comunicado de los Vecinos Autoconvocados y las fotos que lo documentan

  • Los vecinos autoconvocados queremos manifestar nuestra profunda preocupación ante la situación que se dio el día de ayer 14/05/2018, cuando algunos vecinos que adhirieron con su firma a la causa de los autoconvocados, fueron citados en forma telefónica e informal para que se presenten con urgencia a una reunión en la Municipalidad de Sastre a celebrarse con la intendenta María del Carmen Amero. A los vecinos citados no se los atendió en forma conjunta, ya que se los hizo pasar en forma individual o en pequeños grupos a distintos despachos donde fueron atendidos por la intendenta y el señor Eduardo Botto en algunos casos y por la abogada de la Municipalidad María Victoria Casenove y el inspector de Tránsito Norberto Brizzio, en otros.
  • Si bien el marco debería haber respetado la “institucionalidad” que la convocante representa, las reuniones fueron para amedrentar a los vecinos firmantes, generar confusión, poner en duda las verdaderas intenciones de los autoconvocados e instarles a firmar una nota que no corresponde a la realidad de los hechos que como grupo reclamamos.
  • También debemos aclarar que de los más de 200 firmantes sólo fueron convocados unos pocos con la intención de desacreditar nuestros pedidos, a saber: Por un lado todo lo correspondiente a la nueva ordenanza para establecer mayores límites a las fumigaciones y por otro, para que el municipio de respuestas sobre cómo establecieron el motivo de la contaminación en barrio San Nicolás, tal como dieron a conocer a través de las redes sociales. Es decir que no hubo respuesta por parte del municipio ni a los vecinos, ni a la fiscalía.
  • Desde el Colectivo Vecinos Autoconovocados de Sastre queremos hacerles saber a la ciudadanía en general y en particular a los integrantes del Poder Ejecutivo y Legislativo, que:
  • Existen dos denuncias radicadas en el Ministerio Publico de la Acusación (fiscalía penal) de San Jorge, por los hechos de fumigación con mosquito (21/2/2018) y por la contaminación ambiental que se percibiera en Sastre por dos días (12 y 13/4/2018).
  • En ambas la justicia ha solicitado informes a la Municipalidad de Sastre, que aún no fueron respondidas.
  • Uno de los pedidos de información fue recibido por la propia abogada de la Municipalidad en fecha 4/5/2018, tal como consta en la fotografía que adjuntamos a este escrito.
  • La presentación que hiciéramos como vecinos autoconvocados de Sastre en fecha 19/4/2018 ante el Concejo Municipal, con más de 230 firmas (los originales se encuentran en el Concejo) y copia de la misma a la Municipalidad en fecha 20/4/2018, pretende arribar a información pública fidedigna a los fines de conocer el verdadero motivo de la contaminación ambiental de los días 12 y 13 de abril, además de solicitar mayores restricciones al uso de agroquímicos. Como ciudadanos todos tenemos derecho a acceder a la información pública y peticionar ante las autoridades (Constitución Nacional – art. 75 inc 22- , Ley General del Ambiente – arts. 19 a 21- Constitución Provincial .art. 1 y ss- y normas de menor jerarquía).
  • Ante el suceso de contaminación ambiental que perduró por dos días en nuestra ciudad, es obligación de nuestros gobernantes responder a las solicitudes de información ya sea por parte de la ciudadanía como de la misma fiscalía penal, ya que hace al principio republicano de gobierno y publicidad de los actos de gobierno, para lo cual la administración pública debe adoptar la transparencia en su gestión.
  • Hacemos saber que los vecinos autoconovocados no concurriremos a ninguna reunión con las autoridades municipales, ni juntos ni separados, que no sea debidamente notificada por escrito y con la anticipación correspondiente.
  • Los vecinos autoconvocados aún estamos esperando respuesta por escrito a nuestro pedido de información, presentado en la Municipalidad el 20 de abril y en el Concejo el 19 de abril, tal como debe constar en el acta de la sesión del Concejo realizada ese día. Nuestro único interés es el resguardo de la salud de la población.
  • Finalmente, nuestro asesor jurídico está trabajando en la fundamentación de la denuncia penal correspondiente contra la Municipalidad y los funcionarios intervinientes en la reunión del día lunes 14, que estamos evaluando radicar ante la Fiscalía de turno.
  • Están a disposición de todo aquel que lo requiera los originales de las notas presentadas y selladas en las correspondientes mesas de entrada del Concejo y el municipio que fueron acompañadas por las firmas de los vecinos.