Megacausa Feced III: la palabra de algunos testigos

En el marco del proceso oral y público que se lleva a cabo en los Tribunales Provinciales de Rosario, hoy se presentaron a declarar siete sobrevivientes de la dictadura cívico militar. 

Este martes, en el marco del juicio que se tramita en los Tribunales Federales de Rosario, la megacausa Feced III, este mediodía estaban citados a declarar siete víctimas de la dictadura cívico militar.

En diálogo con Conclusión, uno de los testigos, Carlos Corbella refirió detalles de la megacausa. “Somos más de 300 los testigos, entre víctimas y familiares de víctimas” . Corbella lamentó que el capellán Eugenio Zitelli haya muerto “antes de que lo condenaran”.

“En este momento hay 13 imputados. El número 14 murió sin ser juzgado, Eugenio Zitelli. Era capellán en el Servicio de Informaciones y estaba imputado por bendecir la tortura, la muerte de los compañeros. Zitelli promovía que la gente hablara y se incriminara y dijeran lo que pretendían los del Servicio de Informaciones”.

Corbella remarcó que “esta fue una dictadura cívico militar y eclesiástica. Muchos participaron, como fue el caso de Von Wernick, juzgado y condenado. Zitelli murió antes, venía zafando en varias oportunidades de ser juzgado y al final se salió con la suya. Murió antes de que lo condenaran”.

Carlos Corbella, apodado “el Bocha”, apodo que se ganó cuando era militante de la Juventu Peronista, no es la primera vez que presta testimonio. El relato de las torturas y vejaciones que sufrió en el Servicio de Inteligencia de la policía de Rosario (SI) fue parte de la causa Díaz Bessone y Feced II. Corbella fue secuestrado el 29 de junio de 1976 y llevado al SI.

Los tremendos testimonios prestados por el sobreviviente de la dictacura, hoy titular de la Mutual de Trabajadores Municipales, fueron de vital importancia contra Rubén Lofiego, Mario Marcote y Ramón Ibarra en la causa Díaz Bessone. Durante su testimonio en dicha causa, relató el horror sufrido por su familia. “Mi prima María Cristina Márquez fue asesinada en la conocida masacre de los Surgentes. Mi esposa Lidia Borda fue detenida y también estuvo en el SI. Estando ella detenida desapareció mi cuñado Roberto Borda”. Pero el relato sobre la masacre familiar no terminó ahí. “Luego fueron detenidas la prima de mi mujer Ani Valle y Beti Aguilera que fueron salvajemente torturadas. Se inventó un enfrentamiento y aparecieron muertas de la facultad de Odontología, asesinadas a balazos. Posteriormente su primo Juan Carlos Valle, el Cali, que se encontraba haciendo el servicio militar en Mar del Plata, fue sacado de allí traído al SI para ser asesinado y su cuerpo no fue encontrado”.

Por su parte Elida Luna, testigo y querellante en la causa afirmó que “hay pruebas suficientes como para que esta gente reciba cadena perpetua”. Hemos trabajado muchísimo además para que la sociedad rosarina sepa que fue lo que pasó aquí. Hay muchos que no querían saber. Zitelli es alguien para destacar por el comportamiento que tuvo. Ya de muy joven, en Pueblo Nuevo, era un personaje de la iglesia que hacía trabajo de inteligencia con los jóvenes. Y después vino a la jefatura como capellán”.

Luna manifestó: “Son muchas las cosas en las que hemos logrado avanzar en todos estos años, sobre todo en la conciencia de la gente. Uno de los objetivos principales como Familiares de Desaparecidos y Detenidos por Razones Políticas era el hecho de que no se siga pensando que los desaparaecidos eran cuatro loquitos, sino que se sepa que era lo que realmente pasaba en aquellos años y que se conozca la historia real y que se conozcan los centros clandestinos, las aberraciones que cometieron, los niños que robaron y que la iglesia formó parte de esta plan tan siniestro”.

“Vamos a ver como se comportan los jueces, no queremos hablar de justicia en abstracto, vamos a ver qué jueces son, qué condenas dan y en qué se basan esas condenas”, cerró la reconocida militante.

Los  13 imputados en la causa Feced III son: Carlos Ulpiano Altamirano, Eduardo Dugour, Julio Héctor Fermoselle, Héctor Oscar Gianola, Daniel González, Ramon Telmo Alcides Ibarra, José Rubén Lo Fiego, Mario Alfredo Marcote, Lulio César Nast, Ovidio Marcelo Olazagoitía, José Carlos Antonio Scortechini, Ernesto Vallejo, Ramón Vergara.  El imputado 14, el capellán Eugenio Zitelli falleció meses atrás.