Una multitud de gente recibió al plantel de Croacia, subcampeón del Mundial de Rusia, este lunes desde el aeropuerto a la plaza central de Zagreb, tras la derrota contra Francia que le impidió alcanzar la gloria máxima del fútbol.

Los jugadores, liderados por el capitán Luka Modric, designado mejor jugador del Mundial 2018, bajaron del avión, tras los pasos del entrenador Zlatko Dalic y del presidente de la Federación, Davor Suker, quien portaba una gran bandera nacional.

Una alfombra roja se desplegó para que pasaran los nuevos héroes del país, que eran esperados por decenas de periodistas en el aeropuerto de la capital de Croacia.

Luego fueron en autobús al centro de Zagreb e hicieron una parada en la plaza central donde más de 100.000 personas los esperaban para agradecerles el subcampeonato, mejor puesto de la historia del país en Copa del Mundo.

Además, la prensa croata celebraba este lunes “su orgullo” por la trayectoria de su selección en el Mundial de Rusia, a pesar de la tristeza por la derrota el domingo en la final contra Francia. “¡Gracias héroes! ¡Nos lo dieron todo!”, titulaba el diario deportivo Sportske Novosti.

“Brillantes, son los más grandes, nuestro orgullo, sus nombres serán escritos con letras de oro!”, aseguraba este periódico, en cuya portada aparecía el rostro triste de Luka Modric, elegido como el mejor jugador del torneo.

Los subcampeones del mundo fueron recibidos este lunes por cerca de 100.000 personas en la capital, donde la presidenta croata Kolinda Grabar Kitarovic los condecorará por el resultado obtenido en tierras mundialistas.