Otra víctima fatal para el caso de la balacera ocurrida el pasado viernes en Grandoli y Gutiérrez, zona sur de la ciudad.

En esta oportunidad se trata de Lucas Vyera, de 25 años, quien había resultado herido de arma de fuego en el ataque que, según trascendió, podría ser una venganza por el crimen de Rubén Ariel “Tubi” Segovia en la cárcel de Coronda.

Durante la balacera, cuatro hombres fueron baleados desde un auto. En ese hecho, murió Ricardo Ezequiel Gómez, de 35 años, un habitante de la zona. Mientras que el otro herido del caso, Tomás E. sigue en grave estado en la Unidad de Terapia Intensiva del Hospital Provincial, y a Ferracuti le dieron el alta el mismo día del hecho.

Intervine el Fiscal de la Unidad Homicidio Luis Schiappa Pietra.

Un muerto y tres heridos graves tras ataque a disparos en zona sur