Los candidatos a intendente de la ciudad de Rosario también se mostraron algo preocupados por el masivo apagón que afectó a todo el país y a la ciudad. Pero también se mostraron muy expectantes por los posibles resultados tanto en la ciudad como en la provincia.

Roberto Sukerman votó, como lo viene haciendo desde hace años, acompañado por su esposa y sus tres hijos, en la escuela Dante Alighieri.

Después de poner su voto en la urna, habló con la prensa y dijo tener “muchas expectativas”.

“Ahora estamos un poco más tranquilos”, apuntó el candidato del Frente Juntos, en relación al corte de luz que tuvo en vilo a todo el país desde muy temprano.

“Estábamos muy preocupados porque que no sabíamos que era lo que iba a pasar ni teníamos certezas sobre el problema que generó el corte” señaló Sukerman.

“No es solamente una cuestión de los locales de votación, sino de de las personas que viven en lugares donde hay ascensor, de la gente que empieza a quedarse sin agua, que no tiene posibilidades de calefaccionarse… es un problema enorme desde todo punto de vista y nos generaba una gran preocupación”.

Roberto Sukerman también señaló que no se trataba de una preocupación de un sector determinado u otro, sino que es algo que “perjudicaba a todos por igual” y “estábamos todos en las mismas condiciones”. “Pero bueno, afirmó, lo importante es que se ha ido regularizando y ahora estamos más tranquilos”.

El candidato a intendente y ex concejal se mostró muy confiado en los resultados. “Hoy es un día histórico así que esperemos que sea lo que nosotros estamos esperando en todas las categorías, Llegamos a la elección con un nivel de adhesión muy bueno para nosotros”.

Otro de los protagonistas en carrera por la intendencia es Rodrigo López Molina. El concejal y candidato del frente Cambiemos, que votó en la escuela ubicada en Paraguay al 1100, demostró sentirse muy satisfecho con la campaña realizada y optimista en cuanto a lo que pueden depararle los resultados.

“Estoy muy contento por haber terminado un recorrido, con una campaña en la que hicimos lo que pretendíamos hacer: acercar nuestros planes de gobierno y propuestas también marcar diferencias con el resto de los candidatos”, afirmó. “Pero, agregó, sobre todo por el momento histórico que estamos viviendo en la ciudad de Rosario”.

López Molina remarcó la posibilidad de “dejar de elegir lo mismo de siempre y evolucionar a una ciudad segura integrada con el futuro y con opciones innovadoras”.

El concejal agradeció también a los rosarinos por haberlo acompañado hasta aquí y remarcó que ahora “todo queda en sus manos”.

En su alocución, el candidato del Cambiemos también pidió celeridad y prolijidad a la hora del recuento de votos y recordó “la experiencia traumática de las elecciones del 2015”, por lo que llamó a “todos los responsables de gobierno del Partido Socialista que garanticen la celeridad la transparencia y la rapidez en la difusión de la información”.

“Todo parece indicar que debería ser más rápido que el recuento del 28 de abril”, afirmó.

Juan Monteverde, de Ciudad Futura también habló de expectativas e ilusión. “Siempre decimos que lo mejor es votar convencidos y que no hay nada más lindo que votar a alguien que te representa y no al menos malo o al menos peor, o votar a uno para que no gane otro” apuntó y afirmó: “Hoy Rosario tiene esa oportunidad, hay muchas fuerzas con chances”.

Monteverde habló en favor de la campaña que llevó adelante su partido y señaló que Ciudad Futura hizo una campaña distinta: “Les mostramos como somos, una alternativa totalmente diferente”