La primera ministra británica Theresa May exhortó este domingo al líder laborista Jeremy Corbyn a alcanzar a un acuerdo para concretar el Brexit, casi tres años después del referéndum que decidió que el Reino Unido saliera de la Unión Europea (UE).

En un artículo publicado por el Mail on Sunday, la jefa de gobierno estimó que el “público está harto de la incapacidad de los dos principales partidos para hallar una forma de honrar el resultado del referendo, y hacer salir al Reino Unido de la UE”.

La separación debía llevarse a cabo el 29 de marzo, pero fue aplazado hasta el 31 de octubre por falta de acuerdo sobre el plan de salida en el Parlamento británico.

May midió la “frustración” de los electores por la derrota infligida a su partido en las elecciones locales del jueves, donde el partido conservador perdió un considerable número de representantes del conjunto de bancas en juego, su peor resultado en 24 años. Pero la oposición laborista, incapaz de aprovechar, también perdió varias decenas de representantes, cuando esperaba reconquistar algunas bancas.

“Al líder de la oposición, digo esto: escuchemos lo que los electores expresaron en las elecciones locales y dejemos nuestras diferencias de lado por el momento. Alcancemos un acuerdo”, concluyó la dirigente conservadora.

El gobierno inició en abril negociaciones con los laboristas para intentar alcanzar un compromiso sobre el Brexit para salir de la situación creada por el rechazo, en la cámara de los Comunes, de todos los escenarios que permitirían concretar el Brexit.

Los diputados votaron en contra del acuerdo de salida alcanzado por el gobierno con Bruselas en tres ocasiones, y contra todas las opciones alternativas (entre ellas una salida sin acuerdo o una renuncia al Brexit) que habían ellos mismos propuesto.