El Senado aprobó este miércoles por unanimidad y sin debate la ley de regularización dominial de villas y sancionó otra iniciativa para modificar la Ley de Donación de Alimentos.

Tras un extenso debate sobre el aumento adicional de las tarifas de gas, los senadores decidieron aprobar el resto de la agenda de temas acordados en una sola votación y sin debate, por lo que ambas leyes obtuvieron 60 votos a favor.

La ley de regularización dominial de villas, que fue impulsada por las organizaciones populares como la CTEP, Barrios de Pie, Corriente Clasista y Combativa y tomado por Cambiemos, fue votado como parte de un paquete sin debate a propuesta del jefe del bloque Justicialista, Miguel Pichetto.

La norma establece la “utilidad pública” y sujeto a expropiación a las tierras (en gran medida privadas) donde se localizan 4.416 asentamientos urbanos precarios, con el objetivo de entregarles a sus habitantes certificados de vivienda familiar.

Los barrios alcanzados por la normativa son los relevados por el Registro Nacional de Barrios Populares en Proceso de Integración Urbana (RENABAP), en un trabajo que fue comenzado por los movimientos sociales.

De acuerdo al texto, el sujeto expropiante será la Agencia de Administración de Bienes del Estado, que en conjunto con la cartera nacional deberá celebrar acuerdos con las provincias, los municipios y la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, con el objeto de transferir los bienes inmuebles.

La iniciativa establece que los gastos del proceso “serán afrontados en partes iguales por las jurisdicciones firmantes”, al tiempo que autoriza al Poder Ejecutivo a crear un fideicomiso para “financiar la totalidad de las actividades que resulten necesarias para llevar adelante el objeto de la ley”.

Por otra parte, la Cámara alta aprobó en esa misma votación otra ley que modifica la 25.989 (Régimen Especial para la Donación de Alimentos) que apunta a flexibilizar la responsabilidad de los donantes.

El proyecto había sido aprobado por el Senado el año pasado y luego modificado por la Cámara de Diputados, que luego de un picante debate decidió eliminar el artículo que establecía que “se presume la buena voluntad de los donantes” y el que eximía a las empresas de responsabilidad civil o penal ante la posible ingesta de un alimento en mal estado.

Sin embargo, el Senado rechazó esos cambios y aprobó la ley con la redacción del proyecto original.

Por otra parte, en la misma votación la Cámara alta sancionó una ley que convierte al abuso sexual de menores en un delito de acción pública, al modificar el artículo 72 del Código Penal.

De esta manera, el Estado podrá investigar de oficio cualquier denuncia sobre un caso de abuso de un menor sin que los padres o tutores la ratifiquen.