Mefro Wheels tiene un nuevo interesado en adquirir la planta. Se trata de un grupo inversor de Chile que ha visitado la planta y se encuentra en negociaciones con la firma alemana dueña de la fábrica de llantas.

Sin embargo, la primera empresa interesada en hacerse de la planta, aún continúa en carrera. Se trata de Cirubon S.A., dedicada a la fabricación de piezas estampadas en frío para la Industria Automotriz, dentro de los Sistemas de Amortiguación. A esta firma, ahora se suma un grupo inversor de capitales chilenos.

La semana pasada, el gobernador Miguel Lifschitz viajó a Berlín para, entre otras cosas, reunirse con los propietarios de la firma e intentar que la fábrica no cierre sus puertas.

El secretario general de la UOM Rosario manifestó a Conclusión: “El temor nuestro es que la empresa alemana siga dilatando la venta y que corran riesgo los puestos de trabajo. Porque estaban adelantados en las negociaciones con la firma rosarina, pero ahora se está hablando con la chilena”.

Por su parte, ministro de la Producción Luis Contigiani había declarado que “sigue siendo viable desde el punto de vista técnico, productivo y laboral”, al tiempo que contextualizó que “está complicada por un marco económico que no la ayudó”. Y afirmó: “Sólo en enero y febrero de este año ya se importaron 117 mil llantas como las que fabrica Mefro Wheels. Son unidades que tendrían que haber salido de acá y hoy están llegando del exterior”.

La fábrica de llantas Mefro Wheels cerró sus puertas en enero de este año, pero el gremio aún continúa en negociaciones para intentar salvar a la empresa con el fin de preservar los puestos de trabajo.