Ilusión, magia y fantasía en los niños el día de los Reyes Magos

El presidente de la Cámara de Jugueterías de Rosario dialogó con Conclusión sobre las expectativas que tienen luego de una caída en las ventas para la Navidad.  

El sector que nuclea a los jugueteros atraviesa una compleja situación. La caída de las ventas que viene arrastrando desde principios del 2016 tuvo un pico durante el 2018 donde se produjo la mayor caída del consumo en ese rubro.

El presidente de la Cámara de Jugueterías de Rosario, juan Francisco Benzi dialogó con Conclusión y contó cómo fue la situación durante el 2018 y las expectativas que tiene el sector para la noche de Reyes Magos, al esperar que repunte la venta.

En muchas naciones con tradición cristiana, como Argentina, se celebra el día de los Reyes Magos, una tradición que proviene de la natividad del Niño Dios.

Los Reyes Magos eran los tres visitantes que, tras el nacimiento de Jesús, acudieron desde países extranjeros para rendirle homenaje y entregarle regalos de gran riqueza simbólica como lo son el oro, el incienso y la mirra.

La tradición indica que los niños escriben cartas pidiéndoles a los Reyes un regalo o varios. Las dejan en un sobre junto a sus zapatos, además del agua y el pasto para que los camellos se alimenten y sigan viaje.

Melchor, Gaspar y Baltasar, son los nombres de los tres Reyes Magos, quienes además de caminar por distintos sectores de la ciudad para recibir cartas y detienen muchas veces su marcha ante la mirada de los niños, también accedieron al diálogo con Conclusión en el tradicional local de Sarmiento al 800 en donde su titular, Juan Francisco Benzi, presidente de la Cámara de Jugueterías de Rosario, resaltó que «han pasado 54 años en este rubro vendiendo juguetes. Pasaron todas las etapas aclaró: «Buenas, malas y regulares. Pero lo importante es que estamos dispuesto a hacer felices a los chicos».

«En 2018 con la venta de las fiestas para Navidad dentro de todo fue algo que pudimos recuperar porque veníamos complicados pero se cumplieron con las expectativas que se habían fijado con respecto a las ventas, por el complemento de las tarjetas de créditos».

Con relación a las Pequeñas y Medianas Empresas (Pymes) de todos los sectores, Benzi sostuvo que «el tema más importante que nos cuesta mantener a cualquier rubro es la presión tributaria que tenemos, es muy difícil llevar adelante una empresa bajo estas circunstancias económicas. Si bien el gasto público es insostenible y esto hace que los impuestos no se puedan bajar, para pagar todo eso hace falta recaudar».

«A veces no se sabe qué pagar primero para cumplir con todos, si los proveedores, los sueldos, los impuestos o los alquileres. Nos encontramos en una situación, insisto, muy complicada pero vamos a ver como sigue todo esto. Si el esfuerzo que estamos haciendo todos sirve para que dentro de un tiempo estemos mejor, vale la pena hacer el esfuerzo. Y si todo este esfuerzo no sirvió para nada, es un disparate haber llegado hasta acá sin haber progresado nada», concluyó Benzi.