La crisis económica continúa profundizándose y afectando a las empresas nacionales. En este caso Fate, la principal fabricante de neumáticos en Argentina, entró en procedimiento preventivo de crisis y puede llegar a despedir a unos 430 trabajadores.

Más concretamente, la opción de los despidos se encuentra en un informe presentado a la Secretaría de Trabajo ante la complicada situación que atraviesan, al reducir un turno y dejar de trabajar los fines de semana.

Estos despidos causarían una reducción de más del 26% de la planta en San Fernando, que actualmente se compone de 1.650 empleados y tiene una capacidad productiva de más de cinco millones de neumáticos por año, siendo principal proveedor de marcas mundiales.

“Creemos que la fábrica, como sucede en la producción de neumáticos, tiene un momento de baja, donde acumula mucho stock como ha sucedido varias veces. Se aprovecha este momento de crisis para intentar modificar las condiciones de trabajo de la planta. No vamos a negociar despidos”, aseguró Alejandro Crespo, secretario general del Sindicato Único de Trabajadores del Neumático Argentino (Sutna), a Infobae. La próxima audiencia en Trabajo se realizará el 21 de febrero.