La Asociación de Pilotos de Líneas Aéreas (APLA) se sumó a la huelga nacional que convocaron los gremios moyanistas y otros espacios sindicales para el 30 de abril próximo “en rechazo de la política económica”, entre otras demandas, por lo que ese día no habrá vuelos comerciales en el país, ratificaron esta tarde fuentes gremiales.

La APLA integra la estratégica Confederación Argentina de Trabajadores del Transporte (CATT), pero no acatará la protesta del 1° de Mayo porque “no hubo mandato ni una posición orgánica”, aunque impulsó y convocó a la huelga del 30 de abril como integrante de la Corriente Federal de Trabajadores (CFT) y del Frente Sindical para el Modelo Nacional (Fresimona), explicó el jefe del gremio, Pablo Biró.

>Te puede interesar: Pablo Moyano anunció un paro general del frente sindical para el próximo 30 de abril

La CATT, que conducen el marítimo Juan Carlos Schmid y el ferroviario Omar Maturano, confirmó que no levantará el paro de 24 horas del 1° de Mayo, y que podría reiterar la protesta todos los feriados nacionales a partir de esa fecha en demanda de “la reformulación del tributo de Ganancias sobre viáticos, feriados y horas extra”.

Los sindicatos del transporte no adherirán a la protesta del 30 de abril, como tampoco la CGT, según confirmó su secretario adjunto, el dirigente estatal Andrés Rodríguez, titular de Upcn.

El Fresimona de Pablo Moyano, Sergio Palazzo y Ricardo Pignanelli, y la Corriente Federal del bancario sumó el apoyo de ambas CTA, de 70 regionales cegetistas y de los movimientos piqueteros, que participaron en el plenario del jueves en el Smata.

“Todos los gremios aeronáuticos, a excepción de la APA de Edgardo Llano militan en el Fresimona y pararán el 30 porque no hay más margen en la actividad. Y la APA también lo hará como integrante de la CTA”, aseguró Biró.