Las mujeres colectiveras mantuvieron este jueves una reunión clave con concejales de todos los partidos en el Palacio Vasallo para avanzar con la incorporación de conductoras al Trasporte Urbano de Pasajeros.

La concejala del Frente Progresista, María Eugenia Schmuck, explicó ante los medios que las declaraciones del titular de la UTA de Rosario, Manuel Cornejo, hicieron que se movilicen mucho más rápido en busca de soluciones ante la falta de incorporación de mujeres al TUP.

Cornejo dijo este miércoles durante una entrevista radial que “el organismo de la mujer no está preparado para ciertas cosas, como, por ejemplo, manejar un colectivo o manejar un camión”.

Schmuck advirtió que se tomarán dos acciones concretas: “Vamos a trabajar en una ordenanza que incorpore al código de faltas sanciones concretas para las empresas que no cumplan con una ordenanza vigente desde el 2006”.

“El otro dato importante es -continuó- que el amparo (presentado) posibilitó que se acceda a la información por parte de la empresa (Movi) de todas las personas que han cubierto vacantes desde que está vigente la ordenanza hasta ahora, lo cual va a comprobar efectivamente que esas vacantes han sido cubiertas por varones”.

Según la ordenanza vigente desde 2006, el Transporte Urbano de Pasajeros debe incorporar gradualmente mujeres al plantel de choferes de las líneas administradas por la empresa de transporte estatal.

Desde el Concejo Municipal quieren establecer mecanismos de control mucho más rígidos y estrictos. A las empresas que no cumplan esto le podrían caber multas millonarias. “Estamos cansados de que las empresas no cumplan con las ordenanzas vigentes. Cuando legislamos queremos que se cumpla”, concluyó Schmuck.