El Gobierno de Mauricio Macri avanza en el desprendimiento de propiedades que el Estado tiene en su patrimonio y en los cuarenta meses de gestión ya registró ventas por más de 1.130 millones de dólares.

Así se desprende del cronograma de ejecuciones ya realizadas publicado por la Agencia de Administración de Bienes del Estado (AABE), en el que se precisa que por los remates se recaudó 1.130.911.678 dólares desde que asumió Macri.

El 70% del dinero recaudado en cada remate va a financiar a los organismos propietarios de cada uno de los inmuebles y el 30% restante va directamente al Tesoro nacional para gastos corrientes ejecutados por el Ministerio de Hacienda, explicaron fuentes oficiales a la agencia NA.

Los inmuebles vendidos son campos, lotes, locales, departamentos, edificios, galpones, oficinas y viviendas, según los registros de la oficina que depende de forma directa del jefe de Gabinete de ministros, Marcos Peña.

En la AABE aseguran que con las ventas y concesiones se busca “generar un impacto social y económico positivo para los ciudadanos y sus comunidades a través de la gestión transparente y eficiente de los inmuebles del Estado Nacional, para contribuir a la transformación de la Argentina”.

Las ventas registradas hasta el momento fueron mayoritariamente en la Ciudad de Bueno Aires, aunque también hubo remates de inmuebles en el partido bonaerense de La Matanza, como así también en Córdoba, Mendoza y Neuquén.

Hasta el momento, el Gobierno nacional ha rematado 94 propiedades y tiene en carpeta una veintena más para desprender del patrimonio del Estado antes de fin de año, si lo permiten los tiempos administrativos.

Las ventas de los bienes del Estado se iniciaron el 9 de marzo de 2017, trece meses después de iniciado el mandato de Macri y tiempo en el que el Gobierno de Cambiemos hizo un relevamiento de todo lo que estaba en desuso o le generaba un gasto a las arcas públicas que resultaba innecesario.

Según la Agencia de Administración de Bienes del Estado, el próximo inmueble a rematar es un lote de 3.200 metros cuadrados en el exclusivo barrio porteño de Puerto Madero, con un valor base de 40.500.000 dólares.

Esa subasta se concretará el lunes 27 de mayo a las 14:00 en la avenida José María Ramos Mejía 1302 del barrio porteño de Retiro.