Desde enero, cada jueves del mes, distintos puntos del país son escenario de la “Marcha de las Antorchas”, lanzada como media de protesta contra los tarifazos por las dos CTA y Camioneros.

El próximo jueves será el turno de Rosario y distintos gremios y organizaciones sociales convocan a la ciudadanía a sumarse a la lucha contra el ajuste y el modelo económico desarrollado por el gobierno de Mauricio Macri.

> Te puede interesar: Gremios realizaron su Marcha de las Antorchas contra los aumentos de tarifas

“Lo importante es que hay un elemento común que está atravesando a toda la sociedad que es el rechazo al cuadro tarifario en sus diversas modalidades: gas, agua, transporte, energía”, dijo a Conclusión el secretario general de Dragado y Balizamiento, Juan Carlos Schmidt

Respecto al panorama que vislumbra para este 2019, el gremialista no tuvo rodeos y consideró se viene “un futuro sombrío y con falta de certezas”.

El año pasado fueron muy pocos los sindicatos que pudieron igualar el proceso inflacionario que terminó entre un 47 y 49% y por otro lado porque este trazado económico no tiene reacción económica, y está estrangulando el desarrollo productivo”, disparó y agregó: “Queremos un cambio del rumbo económico, dentro de este esquema es imposible pensar soluciones”.

En ese sentido, Schmidt dijo que “este rumbo nos lleva a una situación de desigualdad y deterioro muy profundo que espero la ciudadanía pueda frenarlo. Hay que dejar de masticar la bronca en casa y sacarla a la superficie”, disparó.

Por último, consideró que “hay condiciones para un paro general” pero admitió que “la fragmentación que hay en el campo sindical y en los sectores de la oposición, dificulta la cuestión”.

En tanto Antonio Ratner, secretario general de los Municipales, dijo a este medio que “seguimos con la misma receta que tres años atrás, con el ajuste, con recetas recesivas, despidos, sin industria, sin producción, con baja en el consumo y retroceso de los salarios y la calidad de vida”.

Gustavo Terés, de Amasafe Rosario consideró que “hay baja generación de empleo, lo que genera serias dificultades porque el acceso al primer empleo para los jóvenes no se da o se da en condiciones muy precarias. Y también la política de despidos, miles de compañeros que quedan en la calle”.

“Es la marcha contra el ajuste y una parte importante de ese ajuste son los tarifazos. Si una familia destinaba el 10% de sus ingresos al pago de servicios, hoy llega casi hasta el 30%, entonces evidentemente las cosas no están bien, se resiente la vida de las familias”, manifestó preocupado.

Por su parte, Marcelo “Pipi” Andrada, secretario general de Recolectores señaló a Conclusión que “ es muy preocupante el rumbo que está llevando adelante el gobierno nacional por eso es importante el jueves mostrar el descontento que tenemos todos los rosarinos y salir a las calles”. 

“Cerramos un aumento salarial del 40% pero lamentablemente estamos entre un 48 y 50% de inflación y eso es lamentable. El alquiler se disparó, la canasta básica también subió y se hace muy difícil. El gobierno no cumplió con nada de lo prometido”, cerró indignado.

Asimismo, Juan Milito del Centro de Unión Almaceneros de Rosario pidió que “el ciudadano de a pie se exprese, que manifieste esa bronca y la transforme en una propuesta multitudinaria del pueblo argentino contra este modelo de ajuste”

Finalmente, Paulo Juncos secretario general de CTA Rosario dijo que “las tarifas pegan muy duro en las pymes y en un momento de caída de las ventas nos obligan a perder rentabilidad y le pega a los trabajadores, que son quienes compran los productos que hacemos”.

“Es un círculo: si hay más empleo, hay más trabajo, y más producción, pero en este momento eso no está funcionando”, concluyó.

La marcha concentrará frente a la oficina de Anses -Sarmiento y Rioja- para movilizarse luego hasta la Casa de Gobierno -Santa Fe y Dorrego-, desde las 18.30.