El ex secretario de Comercio de los gobiernos de Néstor y Cristina Kirchner, Guillermo Moreno aseguró que “es importante que la economía esté funcionando con las limitaciones que corresponden”, en virtud de la pandemia de coronavirus que está en curso.

En declaraciones a Radio Síntesis del diario digital Conclusión, el economista dijo que “sin ánimo de debatir”, al pueblo y a las familias se les tienen que “cuidar la vida y la alimentación”.

“No es vida o economía, es vida y economía” indicó Moreno al referirse al impacto económico que la emergencia sanitaria produce en Argentina, cuestión que valoró al describir que “en realidad los ricos no viven de la economía, sino de su riqueza”, y que dicha disciplina “sirve para que vivan los humildes de la patria, y cuanto más humildes, más necesitan de la economía porque viven día a día”.

Desde su original mirada, el ex secretario apeló a una enseñanza bíblica: “Pongo siempre como ejemplo lo que aconteció cuando Jesucristo se había retirado a pensar con sus discípulos, la gente lo siguió y cuando se quisieron dar cuenta había más de cinco mil almas, llegaba la noche y había que darles de comer”.

> Te puede interesar: Aislados en el fondo: cuando el hambre golpea la puerta y comer también es salud

“Es el famoso milagro de la multiplicación de los panes y de los peces. Cristo, en ese caso y no por no saber de economía, lo que multiplicó fueron los bienes para que la gente pudiera saciar sus necesidades, esto es panes y peces, no se le ocurrió repartir dinero”, ilustró.

Enseguida, detalló las razones por las cuales echó mano a las Sagradas Escrituras: “Esto tiene que ver con la representación de la economía a partir del dinero, y no la representación de la economía a partir del trabajo”.

“El dinero es el hecho simbólico que permite el intercambio de unos bienes por otros bienes, y obviamente el ser humano adquiere los bienes que necesita con el sudor de la frente, eso significa con su trabajo”, señaló.

En cuanto a las medidas tomadas por el gobierno nacional y a la manera en la que pueden afectar la situación económica, Moreno continuó diciendo que “ahora, si se paraliza la economía, si la economía no genera bienes y servicios, por más que se reparta plata, la situación no va a tener solución. Hubiese pasado lo mismo si Jesucristo hubiera repartido denarios a esas cinco mil almas en aquel momento, hubiesen tenido hambre igual”.

En tanto, más implicado con el momento actual y tomándolo como una guerra describió: “Si en este caso consideramos que los soldados son quienes se quedan en la casa como los que van al frente, el resto de la población trabaja para alimentar a esos soldados”.

Así, continuó: “No podemos tener a todo el mundo sin trabajar y de a poco va a haber que ir sumando todas las actividades necesarias para la generación de bienes que hacen a la sobrevida de la población”.

La mirada sobre la economía

Durante la entrevista, Moreno también ofreció su mirada en el aspecto económico: “Podés tener una buena economía que tienda a la justicia social o podés tener una pésima economía que es la que lamentablemente vinimos teniendo en los últimos años, que lo que hizo fue ahondar y profundizar las desigualdades en la sociedad”.

Después de afirmar que “la característica que tenga la economía”, hace a la visión que de ella tiene el gobierno, indicó que “si es un modelo peronista, mirará a la economía de abajo para arriba y si es un gobierno oligarca, lo hará de arriba para abajo, pero los dos hacen economía”.

“Por eso es tan importante hoy planificar la oferta. Nosotros tenemos un insumo clave de la producción que empieza a escasear que son los dólares, todos los complejos productivos tienen algo de ese insumo, o una maquinaria o un repuesto importado, o sea que no nos podemos quedar sin el insumo clave que es el dólar porque es el insumo que está en todos los bienes y servicios que nosotros consumimos”, perfiló con más detalle técnico su definición.

Tras considerar que el Banco Central tendrá que planificar la asignación de dólares, estimó cuáles son las prioritarias: “No hay dudas que son los productos de la industria alimenticia, los vinculados a la salud, naturalmente en energía, no podemos estar sin energía y todo lo vinculado a la logística. Sería una tontería que tengamos camiones parados porque nos faltan repuestos y es muy difícil que un repuesto de un Scania se pueda producir en la Argentina en los próximos cuatro meses”.

> Te puede interesar: Coronavirus: gobernadores, más preocupados por los Repro que por los respiradores

“No es que no tenemos aptitud técnica, sino que no tenemos la maquinaria, las herramientas, las matrices, ni siquiera tenemos la materia prima, entonces lo que necesitamos es preservar los dólares que tenemos con una planificación muy precisa, tanto ingresa, tanto egresa, y lo que egresa, destinado a las actividades productivas”, valoró.

A continuación argumentó que “la economía, como la política, se ordena de arriba para abajo” y que por eso no está “muy de acuerdo en pensar que si hay un desorden en los precios el problema no son los comerciantes, en todo caso es de arriba, en los niveles de producción de los mayoristas y por último de los comerciantes”.

Putin, su mentor filosófico y el peronismo

Más adelante, en la charla con Radio Síntesis recordó al intelectual y asesor con el que contó Vladimir Putin durante muchos años: “Alexandr Dugin descubrió al peronismo en la medida que empezó a conversar con peronistas sobre todo a través de la CGT. No lo conocía y también el mundo se ocupó de no difundir las buenas ideas”,

“Pero vino, tomó contacto con algunos compañeros y a partir de ahí revisó muchas de sus ideas, al punto tal de decir que no sabe como seguirá Rusia si Putin desaparece” y seguidamente lo citó textual: “Ustedes ya demostraron que hace muchísmos años que murió Perón y siguen con su doctrina intacta, bueno, vamos a ver si los rusos podemos conseguir eso”.

Más adelante, y para explicar lo que observa de la situación actual del mundo, Moreno dijo que “se debate entre dos nacionalismos, porque la globalización ya está terminada a partir de la asunción de Donald Trump. Esta discusión que  hay en el mundo, entre dos nacionalismos, uno que levanta muros y el que construye puentes como enseña Su Santidad, implica que necesita de una doctrina para su triunfo definitivo y esa doctrina es la doctrina peronista”.

> Te puede interesar: Aleksandr Dugin en Argentina: «Nada puede frenar la transición hacia el mundo multipolar»

“Nuestra doctrina se confrontó con los dos ganadores de la segunda guerra mundial, el colectivismo soviético y el individualismo norteamericano o inglés. Teníamos razón, el mundo, más tarde o más temprano, lo reconocerá. Cuando más temprano sea, y esta es la lucha que tenemos los peronistas, nosotros los revolucionarios, es que más rápido vamos a construir una sociedad justa y no para Argentina, sino para todo el mundo”, aseveró.

Finalmente el también agregado económico en Italia durante los últimos años de la presidencia de Cristina Kirchner se preguntó: ¿Qué más queremos nosotros que tener una economía justicialista? Eso significa tener una economía justa donde se produzcan los bienes y se repartan de acuerdo al esfuerzo y a la necesidad de nuestras familias”.

“Lo que tenemos que hacer está escrito en nuestra doctrina, ¿qué decía Perón acerca de la economía? Que está al servicio del hombre, nunca renegó de la economía y ahí nos diferenciamos de los marxistas y de los liberales, pero nunca dijimos no a la economía”, culminó.


Posted by Radio Síntesis Rosario on Friday, April 3, 2020