Por Aldo Battisacco desde Buenos Aires

Tras la reuniones que sostuvo el oficialismo con los senadores en la Rosada, la situación parece ser muy otra de la que se vislumbró la semana pasada, luego que el titular del interbloque Argentina Federal en el Senado, Miguel Angel Pichetto, manifestara que el proyecto de “emergencia tarifaria” aprobado en Diputados, sería aprobado tal cual fue remitido a la Cámara alta, tras su aprobación en sesión especial la semana pasada.

El presidente Mauricio Macri recibió este lunes en la Casa Rosada a los jefes de bloque del Senado, tanto del oficialismo como de la oposición, quienes expresaron su apoyo a la “defensa de la estabilidad financiera” y su “compromiso y voluntad por defender los intereses de todos los argentinos”.

El proyecto aprobado por la mayoría de las bancadas de la oposición, en la Cámara baja será tratado y debatido este miércoles en el Senado, sin embargo, desde Argentina Federal aceptó diferir el dictamen de lo que se trate en comisión. Pero esto no resultará gratis para el gobierno, el bloque de Pichetto “sugirió una propuesta superadora” para atenuar el efecto de los tarifazos en los servicios públicos.

El ultimátun tiene fecha de vencimiento, el martes próximo. Mientras tanto este miércoles desde las 14 en un plenario de tres comisiones: Derechos y Garantías; Presupuesto y Hacienda; y Energía, Minería y Combustibles, analizarán la iniciativa que ya tiene media sanción de diputados,

El Ejecutivo trata de ganar tiempo, y con cierta resignación de que la aprobación del proyecto será un hecho, insistirá para que los gobernadores que estaban de acuerdo con que los cuadros tarifarios sean abordados en el Congreso, influyan sobre los senadores.  Según trascendidos, el punteo del oficialimo marcó que no contaban con el número para posponer el debate, 12 votos son muchos dijo un legislador del oficialismo.

Respecto del martes 22, el jefe del bloque opositor más numeroso señaló que “hasta ese momento, tendrán tiempo para hacer una propuesta superadora, razonable y que implique una disminución real en los aumentos”.

Por otra parte, tras el lanzamiento que realizó Marcos Peña del Gran Acuerdo Nacional, el presidente provisional del Senado, Federico Pinedo, aludió a la iniciativa del Ejecutivo y señaló que el punto de inicio para fundar el acuerdo será el Presupuesto 2019, no sin antes referir que nota cierto grado de predisposición por algunos sectores de la oposición que “están dispuestos a colaborar”.

Más allá de estas declaraciones, existe la intencionalidad del oficialismo de dilatar la sanción de la ley en senadores, la estrategia que se barajó la semana pasada cobró fuerza, se buscará dilatar el tema en comisiones o tercearán para introducir cambios en el proyecto original para que vuelva a Diputados.

Desde el kirchnerismo habían adelantado que acompañarían la firma del proyecto contra el tarifazo, la senadora santafesina  María de los Angeles Sacnun, manifestó que su los pares de su bloque están de acuerdo en retrotraer el precio de las tarifas de servicios públicos a noviembre de 2017. La iniciativa de Pichetto dejó sin posibilidades a la bancada de Cristina Kirchner de acompañar la sanción de la emergencia tarifaria.

Tarifas: una postura que el oficialismo promete sostener en el Senado